La iluminación es super importante para tu casa, ¡bueno para la tuya y para la de todo el mundo! Y es que ni todas las lámparas ni todas las bombillas sirven para cualquier sitio. 

Hoy voy a darte las claves para elegir la bombilla perfecta para cada uso. También hablaremos de los diferentes tipos de luz y de lámparas. En nuestro próximo post veremos cómo puedes utilizar la iluminación para lograr un ambiente acogedor, bonito y práctico a la vez.

¿Has oído hablar de la temperatura de color?

Todo tipo de luz tiene un color que se denomina temperatura de color. Se mide en grados Kelvin y define el tipo de luz que emite una bombilla. 

Hay que darle a la temperatura de color la importancia que merece: tiene una gran influencia en tu estado de ánimo, y también en la decoración.

Las bombillas para los hogares suelen tener entre 2200 y 6000 grados Kelvin.

Cuantos más grados Kelvin tenga una bombilla, más blanca será la luz.

¿Qué tipos de luz existen?

Solemos distinguir entre 3 tonalidades de luz:

  • Blanco cálido, que proporcionan las bombillas por debajo de 3300 grados Kelvin. Es ideal para crear ambientes íntimos y acogedores como en las habitaciones o en el salón.
  • Blanco neutro, es el más similar a la luz natural. Si buscas este tipo de luz, tu bombilla tendrá entre 3300 y 5000 K.  Las más utilizadas son las de 4000.
  • Blanco frío, es esa luz muy blanca que solemos ver en farmacias, laboratorios, consultas médicas, despachos… Es estimulante. Es el tipo de luz recomendable para realizar trabajos de precisión o cuando queremos dar una sensación más aséptica. En casa puede ser una buena elección para la zona de trabajo de la cocina o para un estudio.

Cómo elegir la mejor bombilla posible

Ahora que ya sabes qué tipo de luz es ideal para la cocina, el salón o las habitaciones, vamos a desterrar un mito: ¿sabías que la cantidad de vatios (watts, W) no tiene relación directa con la calidad y potencia de la luz?

Fíjate siempre en los lúmenes o lumens cuando vayas a comprar una bombilla. Los lúmenes miden el flujo luminoso. Es el criterio más importante, porque te permite saber cuánta luminosidad te va a proporcionar la bombilla.

Otros criterios interesantes a tener en cuenta a la hora de comprar una bombilla son:

    • La clase de eficiencia energética: elígelas de A+ o A++ siempre que sea posible.

    • El número de ciclos de encendido, es decir, cuántas veces puedes encenderla y apagarla antes de que falle. Las más comunes van desde 15 a 25.000 y pueden llegar hasta 100.000.

    • La vida útil, es decir, lo que te va a durar antes de que necesites reemplazarla. La vida útil de las bombillas más utilizadas oscila entre 15.000 y 50.000 horas de iluminación.

    • El índice de reproducción cromática (IRC), que indica con qué exactitud permite la luz de esa bombilla distinguir los colores. Cuanto más cerca esté de 100, mejor. 

¿Qué tipos de bombillas hay?

La enorme variedad de bombillas que hay en el mercado es abrumadora. Incluso Edison, que creó la primera bombilla en 1879, se quedaría alucinado. Es prácticamente imposible acertar sin conocer los tipos que existen y los criterios para elegirlas. Veamos: 

Las bombillas led van sustituyendo progresivamente a las halógenas e incandescentes, que ya no se fabrican. ¿Ventajas? ¡Muchas! Para empezar, la tecnología led hace posible un ahorro energético de hasta el 80%.  

Las bombillas más utilizadas son las de casquillos E27, llamado ‘ancho’, y las ‘estrechas o finas’, de casquillos E14. Son las que más se comercializan, ¡pero hay muchísimos más!

Por ejemplo, G4 y G9 también son muy comunes. 

Además de las bombillas estándar tradicionales con forma ovalada, también las hay en globo o vela, y de diferentes tamaños. 

También pueden ser completamente transparentes, opalizadas, pulidas, coloreadas con diferentes tonos o con reflector, para obtener un haz de luz amplio.

¿Sabías que hay bombillas inteligentes? Pueden encenderse y apagarse en remoto, ¡sin necesidad de domotizar tu casa! Algunas de ellas también son dimables, es decir, puedes regular su intensidad. 

Una tendencia que nos encanta son las bombillas decorativas vintage. ¡Seguro que las has visto! Son esas que muestran el filamento led y que aportan un toque retro encantador a cualquier estancia.

Tipos de lámparas: ¡elige tu lámpara ideal!

Además de los diferentes tipos de luz para el hogar, vamos a ver qué opciones de lámparas tenemos y algunos consejos para sacarles el máximo partido, según el uso que quieras darle y el estilo que quieras imprimir a tu hogar. 

¿Te gustan las lámparas con o sin pantalla? Ahora se llevan mucho las lámparas sin pantalla, y también hay tendencias de pantallas texturizadas o caladas. 

Las pantallas pueden ser:

  • De luz difusa, que permiten que la luz se distribuya por toda la pantalla. A su alrededor se crea una esfera luminosa de 360º, ideal para la luz general, porque es muy confortable.
  • De luz direccional: solo emiten luz en una dirección. Suelen ser focos o tener forma de campana. Un buen ejemplo de esto son los flexos, ideales para iluminar un punto o una tarea concreta. Su ángulo de apertura varía en función de la lámpara.  

Y según donde vayan colocadas, podemos distinguir muchos otros tipos de lámparas: 

  • Lámparas de techo: En general, las lámparas de techo se utilizan para la iluminación general de una estancia.  Pueden ser empotrables, que son las que se empotran en un hueco y quedan a ras del techo; colgantes, es decir, que cuelga la pantalla o la bombilla a una altura determinada; o plafones, que son las lámparas que no cuelgan y sobresalen poco.
  • Lámparas de pie, sobremesa o escritorio: Lo bueno de este tipo de lámparas es que no requieren instalación. ¡Enchufar y listo! Otra ventaja: las puedes mover a tu gusto por toda la casa para iluminar lo que necesites. Resultan muy prácticas para resaltar una parte de la habitación. 

Si lo que necesitas es iluminar una zona para poder trabajar con más precisión, elige un flexo, ¡hay un montón de modelos! Son geniales para el estudio en las habitaciones de los niños. 

¿Te has quedado con alguna duda? Ven a verme a nuestro showroom y hablamos de tipos de bombillas y luces. ¿Sabías que puedo ayudarte a reducir la factura de la luz? 

Además, juntos podemos crear el ambiente perfecto con ayuda de la iluminación, ¡y adiós a las dudas! Tenemos un montón de modelos que podrás ver directamente en persona. ¡Te espero!

Comentarios (0)

No hay comentarios en este momento
Producto añadido a la lista de deseos